Radio:Radio Aire Libre 96-3 Fm Rio Grande

Radio Aire Libre 96-3 Fm Rio Grande, Escuchar Radio Aire Libre 96-3 Fm Rio Grande en vivo internet on line

¿Qué? ¿El FBI? Lo sospechábamos pero no pudimos probarlo. Bueno, lo vi en su custodia. ¿Lo viste? Sí. ¿Estarías dispuesto a atestiguar? Seguro. ¿Lo harías? ¿Qué es? Tú, yo, una máquina de escribir, quizás otro fiscal como testigo. Muy bien, escucha, necesito algo de ti. ¿Qué? Quiero buscar la chaqueta de alguien. ¿Es todo? No es gran cosa. Lo hacemos todo el tiempo. ¿Qué, se meten en los registros oficialmente sellados todo el tiempo? Madura. ¿Cuál es el nombre en el archivo? Adrian Prussia. CONFIDENCIAL Mientras buscaba algo que no quería encontrar Radio Radio se hizo claro como el vodka que guardas en la hielera Radio Radio que, cual sea la conexión entre el DPLA y Adrian Prussia Radio Radio él podría estar trabajando para ellos como asesino a sueldo Radio Radio haciendo por ellos lo que ellos no podrían hacer. Una y otra vez, fue llevado, cuestionado Radio Radio procesado, acusado, sin importar. De alguna forma los casos nunca iban a juicio Radio Radio cada uno negociado en interés de la justicia Radio Radio sin mencionar a Adrian, quien invariablemente salía. Y uno de esos actos pareció ser llamado Radio Radio el “homicidio justificable” de uno de los mismos miembros del DPLA: REPORTE DE MUERTE Vincent Indelicato. También conocido como Radio Radio el compañero de Pie grande. Pie Grande. ¿El compañero de Pie Grande? ¿El maldito compañero de Pie Grande? Maldita sea. El aire de melancolía poseída de Pie Grande comenzaba a tener sentido. Esto era luto. Y era profundo. ¿Ese es tu nuevo compañero, Pie Grande? ¿Quieres una banana, Adrian? Agáchate y te la meteré por ti. Púdrete y que se pudra tu banana. Cielos, cielos. Nunca hay que sorprenderse por las faltas de respeto dentro del DPLA. Pero esto era asqueroso, sin mencionar no profesional. Este lazo entre compañeros era casi lo único que Doc nunca encontró Radio Radio digno de admirar sobre el DPLA. Hay lugares a los que no quieres ir, Doc. Regresa a la playa. Hueles como pedo de pachuli. Aquí está Doc. Media noche, oscuro Radio Radio no puedo recordar si drenaron la piscina o no Radio Radio pero, oigan, ¿qué demonios importa? Rebotó una vez, dos veces Radio Radio y luego al final del trampolín en una bala de cañón Radio Radio hasta el viejo karma con Adrian Prussia Radio Radio quien no solo le disparó una vez Radio Radio sino que lo amenazó con un bate de béisbol Yastrzemski Especial. Todo esto dejando a Doc preguntándose: “¿Dónde está el compañero que cuide mi espalda?” Muy lejos, viejo. Cierto. Psicodélico. Hecho. Entonces, ¿Estás aquí por Radio ? Buena pregunta. Espera un minuto. Esto es una . Te recuerdo. Eres ese chico de la tienda Fritz en Santa Mónica, ¿cierto? Sí. Entonces, ¿a qué te dedicas ahora? ¿Recaudo de información? ¿O ahora eres sacerdote? Investigador privado. ¿Te dieron una licencia? ¿Quién te mandó aquí? ¿Para quién trabajas ahora? Todo por especulación. Investigo en mi tiempo personal. Respuesta equivocada. ¿Qué tanto de tu tiempo personal crees que te queda, hijo? Estaba a punto de preguntarlo. Hola, Puck. ¿Te conozco? No lo creo. No lo sé, creo que me recuerdas a alguien que encontré en algún lugar. Lo siento. Tengo un día muy ocupado Radio Radio y no sé nada Radio Radio de esto. ¿Qué estás haciendo aquí? Solo hablaba con Adrian. Hay algunos Radio Radio casos diferentes en los que estoy trabajando. Y Radio Radio Glen Charlock Radio Radio y Vincent Indelicato. Y Radio Radio dónde Radio Radio conseguiste Radio Radio ese Radio ? Ese collar Radio Radio se ve gracioso en ti. Hombre grande, collar pequeño. El ácido te invita a pasar por una puerta. El PCP abre esa puerta Radio Radio te empuja a cruzar Radio Radio azota la puerta detrás de ti Radio Radio y la cierra con llave. Trato especial para ti hoy, drogadicto. Acabamos de recibir un cargamento Radio Radio de Número puro. No hubo un dedo de hombre blanco que lo tocara Radio Radio entre el Triángulo Dorado Radio Radio y tu propia vena palpitante. Solo saldré un minuto Radio Radio y te traeré un poco. No te vayas. ¡Puck! ¡Pucky! ¿Te di? ¿Pie Grande? ¿Qué demonios? ¿Te ocupaste de ellos bien, Doc? ¡Maldito lunático! ¿Qué es esto? Estoy metido personalmente en tanta con el capitán Radio Radio y te he visto en el campo de tiro. Buen trabajo. ¿Qué estás Radio ? Y eso ahí, ¿es lo que creo que es? Es uno o dos de ellos. Hay más. Queda suficiente para evidencia. Viejo, Pie Grande, vi la película. Según recuerdo, ese personaje termina mal. Suelta la pistola, Doc. ¿Qué? La pistola. Suéltala. Este es el Colmillo Dorado al que estás a punto de robar, viejo. El maldito grupo extraño que asesina personas. Eso es de acuerdo a tu propio y delirante sistema. Sube al auto. ¡Sube al auto! ¿A dónde vamos? Tuvimos que incautar tu auto de nuevo. Estaba estacionado ilegalmente Radio Radio en frente de la casa de Adrian. Percepción extrasensorial del adicto, Doc. Percepción extrasensorial del adicto. No. Pie Grande, hijo de puta. Bien, Doc, tienes lo que parece ser un inconveniente de kilos en la cajuela. Y Pie Grande, sin duda, está regando la voz para tal efecto. Y una vez más, eres la carnada. ¿Hola? Ha pasado mucho tiempo.



Anuncios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.